Para poder triunfar hay que saber mucho de fracaso

triunfar sobre el fracaso

Tal vez crea usted, que las personas triunfadoras tienen un halo o una genética especial, o sencillamente que son personas con suerte. Es libre de seguir creyendo esto…

Para triunfar, tan solo hay que hacer lo necesario, y no otras cosas. Es cuestión de preparación, capacitación y sobre todo de una actitud ante la vida; algo que afortunadamente cualquiera puede aprender, si cuenta con una formación adecuada.

De los éxitos de los demás vemos su producto final, como si fuera una punta de iceberg, pero tras esa visión hay mucho más.

Estamos en una sociedad que consume productos ávidamente, en la que se atiende especialmente a los resultados, dejando con frecuencia de lado los procesos que los producen. A veces, despues de oir algunos comentarios, podríamos pensar que las cosas se hacen sin más, como si surgieran por arte de magia y que hay personas especiales que en un chasquido consiguen lo que quieren. Y eso, la verdad, nunca fue así.

Si queremos obtener un producto determinado, se tendrá que producir a través de su proceso concreto. Lo que llamamos triunfo no es más que el producto de diversos procesos. Conocer la estructura para conseguirlos, es algo que precisa una preparación potente y efectiva.

No podemos comprar el triunfo; además, no funcionaría.

Si lo que queremos es triunfar de manera sostenible, (En lo que sea) hemos de saber producir el éxito por nosotros mismos. Sin embargo, nadie nos ha enseñado explícitamente a conseguirlo.

Para esto se requiere una metodología flexible, adaptable, adecuada y de alta eficacia; algo que se imparte a lo largo de diversos modulos de: Triunfar sobre el fracaso



Se fracasa por lo que se ignora. Se triunfa por lo que se aprende.
Con lo cual, usted puede ir directo al éxito, si aprende lo necesario.

"Una cosa es lo que te dicen que puedes hacer.
Otra es lo que crees que puedes hacer.
Y otra que siempre superara a las dos anteriores,
es lo que tú realmente puedes hacer."

Uno de los más grandes fracasadores de la historia fue Edison.
Antes de conseguir la luz de incandescencia, fracasó alrededor de
cuatromil veces, pero eso no fué suficiente para desanimarle.




Tu Consultor: Soluciones, Avaces Vitales, Profesionales, para Progresar con Precisión